EL PILAR FÍSICO - Karen Berrios

EL PILAR FÍSICO

¿Has pensado alguna vez en cuáles son los pilares de tu salud? ¿En qué te sostienes, te apoyas, actúas…regularmente, para asegurarte de seguir vibrando en tu yo más elevado?

Saludable, fuerte, entusiasta por la vida. Estos son actos y rutinas que sigues para sentirte de esta manera.

Soy saludable, fuerte y entusiasta por la vida porque le doy prioridad a ciertos cinco pilares de la salud a lo largo de mi semana. Cada semana No pierdo el ritmo. Es posible que tenga días en los que no marque todas las casillas tan bien como hubiera querido, pero nada es perfecto, y lo que importa es que estos 5 pilares nunca se quedarán a medio camino conmigo.

Soy gentil conmigo misma. ¡Pero también soy diligente en esto!

Los cinco pilares son físico, mental, emocional, social y espiritual.

Hoy hablamos del aspecto físico. Es el primer pilar.

El Pilar Físico de la Salud

Esto tiene que ver con mi cuerpo físico y cómo lo estoy tratando. Los alimentos que estoy comiendo, la frecuencia con la que muevo mi cuerpo intencionalmente, el descanso que me doy. Todos estos son factores físicos.

Comer es un acto físico.
Mi cuerpo, mi piel, es físico.
¿Elegir mover mi cuerpo o no? Físico. Y tiene consecuencias físicas, buenas o malas.
¿Dormir? Me impactará físicamente y es algo físico que hago.

No podemos descuidar el pilar físico de la salud.

Te digo esto para que primero pienses que este paso debe ser simple, intencional y nunca dejado de lado. Tu salud sufrirá incluso si estás en control de los otros pilares.

Todavía no es el más importante (el espiritual es el más importante), pero simplemente no se puede descuidar si deseas lograr tu mayor salud física. ¡Con interconexiones con lo mental y emocional e incluso social! Encontrarás que todos se conectan.

Para definir mejor tu propio pilar físico de salud, debes establecer qué es lo que te hace sentir mejor. ¿Qué te hace ser tu yo más optimizado? ¿Cuándo te sientes descansado, ligero en tus pies, con un sistema inmunológico fuerte y  con vitalidad irradiando desde tu núcleo?

¿Cómo sería llegar a ese lugar para ti?

Cuando se trata de alimentos, confío mucho en una dieta basada en plantas . Creo que Dios creó plantas que estaban destinadas a sanar y sabía que con su fe, teníamos en la tierra todo lo que necesitaríamos para mantenernos saludables. Eso no quiere decir que malas cosas no puedan suceder, sino que Dios está a nuestro alrededor respondiendo las oraciones a través de los recursos que nos ha dado. Yo utilizo la comida como un recurso y me aseguro de nutrirme diariamente con alimentos que me revitalicen.

No estoy en contra de la carne, pero si creo en una dieta basada principalmente en plantas, ya que creo que ayuda a prevenir enfermedades .

A qué se parece esto? Esto significa que en cada comida me aseguro de que haya verduras. Eso significa que casi a diario intento comer intencionalmente todos los colores del arcoíris. Eso significa llnar mi plato con alimentos no procesados.

Los alimentos procesados ​​tienen su lugar, pueden asociarse con recuerdos felices (como un pretzel gigante del carnaval con sus hijos) y pueden hacer que ciertas partes de la vida sean más eficientes (tomar una barra de proteínas para llevar cuando tu día está muy ocupado) pero en general los alimentos procesados ​​siempre deben mantenerse al mínimo .

Vivo, estoy relajada, pero al menos el 80% del tiempo como alimentos integrales a base de plantas. Eso me hace sentir genial.

Esto tampoco es difícil para mí. Puedes aprender a amar las verduras. Puedes aprender a amar la fruta. Juro que las papilas gustativas pueden cambiar. ¡Hace años, ni siquiera sabía qué era la col rizada ! ¡Ahora es una de mis verduras favoritas! Junto a la maca, el apio y coliflor.

Pon buena comida en tu cuerpo. Una variedad de plantas. La diversidad es buena para el intestino . Incorpora superalimentos y plantas que alegren tu paladar. Te sentirás y estarás mucho mejor al hacerlo.

La alimentación física también se reduce a la cantidad de alimentos que consumes. Y con qué frecuencia. A mi me va muy bien con comidas pequeñas y múltiples snacks. A algunas personas les va mejor con pequeños snacks muchas veces durante el día. A algunos les va mejor con solo tres comidas grandes. Esta última opción suele ser la mejor, pero de nuevo, todos somos diferentes. Trata de no comer en exceso o no comer suficiente. Escucha realmente a tu cuerpo.

Cuando se trata de mover mi cuerpo intencionalmente, lo que busco es no quedarme estancada. ¡El cuerpo está destinado a moverse y sudar! Yo disfruto de los estiramientos y del pilates y las largas caminatas con mi familia. Cuando muevo mi cuerpo, me ayuda a sentirme menos estancada. Me ayuda a sentirme menos estancada en dos áreas: física y emocionalmente... porque TODOS los pilares están conectados.

El movimiento me ayuda a lidiar mejor con mis emociones . Mis emociones son profundas, necesito una salida física que me ayude a canalizarlas de la manera que mejor me sirva a mí y a mi propósito.

¡El movimiento también mantiene mi cuerpo sano! Me ayuda a desarrollar músculos y mantener fuertes mis huesos. Cuando mi cuerpo es más móvil, puedo ser móvil durante más tiempo con las personas que amo. Una vez que la movilidad se va por la ventana, la vida sigue siendo hermosa y decidida, pero limitada.

Así que siempre, siempre me muevo.

Si no puede sudar con el ejercicio, te recomiendo que pruebes las sesiones de sauna . La sudoración física ayuda a eliminar las toxinas del cuerpo. Ayuda a tu circulación. Ayuda a tu piel. Es muy importante hacerlo.

Tampoco estoy diciendo que tengas que estar en clases de ejercicios intensos 5 días a la semana y en la sauna una vez a la semana. Incluso una caminata larga todos los días es excelente para el cuerpo.

Incluso simplemente levantarse y hacer pequeñas tareas a lo largo del día que requieran un poco de fuerza o equilibrio o sean grandiosas para usted. El punto es la intención de moverse y la intención de sudar. Y que eso lo consigas de manera fluida.

¡La última de las necesidades físicas dentro de este pilar es dormir! ¡No se trata de las horas que permaneces dormido, sino de la calidad de tu sueño ! Cuartos oscuros, sin cafeína demasiado tarde, un ambiente relajante...el sueño es una de las partes más importantes de este pilar.

Prefiero dormir ocho horas completas. No siempre lo consigo, pero a menudo lo hago, ¡y me esfuerzo por lograrlo! Si no lo convirtiera en una prioridad, no sucedería.

Es físicamente imposible para nosotros funcionar sin dormir después de una cierta cantidad de tiempo. Estamos físicamente impedidos en ciertos grados cuando dormimos mal la noche anterior. Especialmente cuando el mal sueño se acumula.

Por favor, tómate el sueño en serio, ya que creo firmemente que nadie puede estar operando en su yo más elevado si no está durmiendo bien.

El sueño es reparador. Es cuando nuestro cuerpo sana. Es cuando nuestro cuerpo se desintoxica.

A menudo, incluso tenemos momentos espirituales en nuestros sueños.

El sueño fue creado por Dios por una razón, ¡No lo descuides!

Queda atento al siguiente pilar: ¡Mental! Desarrollaremos cada pilar y verás cómo cada uno está conectado y necesita al otro para mantener el equilibrio. 

¡NO TE PIERDAS OTRA PUBLICACION!

Me siento inspirada en compartir con ustedes, mi viaje de sanación aquí; y confío en que encontrarás esperanza, aliento y propósito a medida que descubras el poder curativo que vive dentro de ti.
Regístrate para recibir notificaciones cuando publique un nuevo artículo.

Deja un comentario