Sé Irrazonablemente Optimista

Sé Irrazonablemente Optimista

Una persona con esperanza es aquella que realmente cree que las cosas pueden cambiar para mejor. Cuando se trata de un desafío, una de las claves para tener esperanza es ser irracionalmente optimista, al igual que el personaje bíblico David, quien, contra todo pronóstico aparente, logró vencer a Goliat. Mientras que, incluso aquellos que estaban de su lado lo dudaron, David sabía quién era; su identidad como hijo de Dios. Siguió su intuición interna, creyó y actuó. Si te han diagnosticado una enfermedad como el cáncer, sé irracionalmente optimista y extremadamente esperanzado.

Simplemente, no puedes permitirte el lujo de entrar en la desesperanza, porque eso te quitará todo. Caer en la desesperanza no ayuda a la situación ni cambia los hechos… sólo te roba la alegría que puedas tener en este momento.

No estoy minimizando el miedo o la tristeza que puede surgir de un diagnóstico de cáncer, lo que estoy diciendo es no dejarnos atrapar con esas emociones. Debemos movernos e intencionalmente cambiar nuestros pensamientos y emociones en alineación con la esperanza, el optimismo y la alegría. Espera cambios positivos. Espera el bien que está por venir. Ten esperanza, porque el Creador del universo está contigo y su luz sanadora está dentro de ti.

¡NO TE PIERDAS OTRA PUBLICACION!

Me siento inspirada en compartir con ustedes, mi viaje de sanación aquí; y confío en que encontrarás esperanza, aliento y propósito a medida que descubras el poder curativo que vive dentro de ti.
Regístrate para recibir notificaciones cuando publique un nuevo artículo.

Deja un comentario